miércoles, 10 de enero de 2018

Machotes lúdicos




Hace unos días el amigo Amarillo114, compañero de mesa, gran droide y mejor persona, dejó en twitter este comentario sobre el último juego de Kiesling: "El Azul me parece un ñordaco de campeonato" y, aunque luego lo matizó, "Disfruto jugando, incluso juegos como éste. Ahora, con otros juegos disfruto mucho más" los comentarios dieron pie a algún otro tuit con perogrulladas y frases de cuñao que tanto se dan en Twitter y que parecían sacadas del manual de los "Machotes lúdicos".

Los machotes lúdicos son personajes que sólo juegan juegos de peso 4 en adelante, según la valoración de la BGG.

Los machotes lúdicos nunca proponen juegos para finolis. Nunca, repito NUNCA, van a proponer partida a juegos con peso menor de 4 porque ellos no los juegan. Si los proponen otros quizá sí. Pero ellos son machotes. Y sólo juegan cosas para machotes. Si alguien propone un juego finoli pues lo juegan porque son educados, pero proponerlo... 

Los machotes lúdicos amortizan su tiempo al máximo y no están para leches y menos para perder el tiempo jugando mariconadas que duren menos de dos horas.

Los machotes lúdicos sólo comparten mesa con otros machotes lúdicos. Así se ahorran tener que jugar juegos para finolis y decir que no, o tener que jugarlos por educación y aburrirse.

Los machotes lúdicos saben (sí, lo saben) que no te pierdes nada si juegas a esos juegos de segunda división que son los familiares y los fillers. Donde se ponga la estrategia y las decisiones que se quite todo lo demás. A divertirse al circo. 

Pues sí. Los machotes lúdicos piensan y dicen estas maravillas pero, para mi gusto, se olvidan de unas cuantas cosas importantes.

1.- Contexto

A ver machotes, no es lo mismo jugar con jugones de culo duro que con tu suegra, con el cuñao, con tu hijo de 6 años o con el de 10.

Porque a mí me parece muy bien que os guste mover cubos, procesar recursos y los juegos con reglamentos de 30 páginas, pero no os veo jugando un Through the Ages con el crío de P5.

Cada juego tiene su momento. Y sus jugadores. Y si eres tan machote que no puedes gozar jugando con tu hijo al juego más tonto del mundo, tienes un problema. Uno serio.

2.- Categoría

Machote, como bien decían las sabias palabras de M. Rajoy, perdón, de Mariano Rajoy (porque M. Rajoy no se sabe aún quién es), "un plato es un plato y un vaso es un vaso". Pues eso, un filler es un filler y un familiar es un familiar. No le pidas peras al olmo. Un filler de puta madre nunca va a dejar de ser un filler. Habrá buenos y malos fillers, pero no esperes que un filler te dé una muerte masiva de neuronas porque eso lo tienes que buscar en otro sitio. Así que, en lugar de despreciar porque "no es para tanto" plantéate qué estás buscando. Y cómo estás analizando. 

Todo juego puede ser bueno o malo, pero EN SU CATEGORÍA. Esto (lo que está en mayúsculas) tendría que ser un mantra jugón que deberíamos tener grabado a fuego en el cerebro. 
Y cada categoría tiene su momento y, otra vez, su contexto.
No vas a poner Rock'n'Roll de Led Zeppelin en un funeral, porque está fuera de lugar. Y no te vas a comer primero el brownie de chocolate y luego las lentejas porque no te sentará bien. Pues lo mismo con los juegos: cada juego tiene su categoría, enfocada a su momento y a su perfil de jugador.

Recuerda que, aunque un filler y un wargame son juegos, no pueden compararse uno con otro. Acuérdate de aquello que te decían en el cole de " no mezclar peras con manzanas". Categoría.


3.- Memoria


Machote, échale un vistazo a tu yo del pasado de hace diez o quince años y fíjate a qué jugabas. Tu bagaje te hacía gozar con juegos que ahora no te apetecería jugar ni cobrando, porque eran "tontás". Así que ponte en el lugar del que está empezando y en su bagaje. 

De nuevo el contexto: el de la experiencia, el del bagaje y el del momento vital.





4.- Gusto y Calidad

Machote, un juego no es bueno o malo por su peso, ni por su duración, ni por su mayor o menor toma de decisiones, ni por todas esas cosas que tanto os molan a los machotes.

Hay fillers de mierda y fillers fantásticos. Y eso mismo pasa con los familiares y con los euros pesados, hay euros pésimos por muchas decisiones que tengan y por muchos recursos que tengamos que procesar.

No sé vosotros machotes, pero yo juego por algunas cosas que a menudo parecéis olvidar: evadirme de la realidad, lograr retos que me plantean los juegos y, sobre todo, divertirme. Y aunque la diversión es personalísima y subjetiva (en eso no me voy a meter con vosotros), a veces uno se puede divertir haciendo el imbécil o jugando banalidades. Sobre todo si lo hace con las personas y en los momentos adecuados. De nuevo, el contexto.

Claro que cada uno tiene sus gustos. Claro que (en mi caso también) los eurogamers solemos disfrutar más con euros de peso que con otros más ligeros, nos ha jodío, pero no siempre podemos jugarlos. Y no podemos por el dónde y el con quién.
Pero no hay que confundir el gusto propio con la calidad.

Y poco más que añadir. Que cada uno juegue a lo que le divierta. Los machotes con sus juegos de machote y los demás con lo que se nos ponga por delante, siempre que sea bueno o al menos lo gocemos, sea por el juego o sea por el grupo.

Sed felices.

13 comentarios:

  1. Pero Luisssss no te sientas como ofendido cada vez que alguien hace un comentario así de un filler!! Entiéndenos a los pobres!! Yo me siento un poco aludida porque me pasa un poco como a Javi y lo pudiste ver en las grecas. Nunca me apetecía sacar un filler de primeras, pero luego, si el juego es bueno, lo disfruto muchísimo. Lo que pasa no es que NO me gusten este tipo de juegos, es que jamas los voy a proponer porque mis partidas no son ni la mitad de la mitad de numerosas que las tuyas, y pa tres juegos que saco, prefiero algo que me cueste más normalmente sacar que un filler que tengo muchas más oportunidades de compartir con los que tengo en casa.
    Dicho esto, me encanta tu entrada y las fotos ������ un besazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué va. No me siento ofendido. Simplemente exponía una cosa que veo que pasa. Y también prefiero jugar cosas más duras, pero a veces no puedo.

      Eliminar
  2. Podría decir algo. Pero ya lo has dicho tú todo. Me encanta este tema. Podíais sacarlo en el próximo Funnatic. Molaría oíros a Nano y a ti.

    Un abrazo a ambos y a Yol, que también estoy bastante de acuerdo con ella.

    Vuestra afectisima.

    Mami Meeple.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mami, no creo que tenga mucha chicha hablar en el podcast porque Nano piensa más o menos como yo.
      mañana grabamos, por cierto :)

      Gracias por pasarte!

      Eliminar
  3. Toda la razón del mundo, yo soy de los que normalmente prefiere juegos de mayor peso y duración ya que me apetecen más de primeras, pero cada juego tiene su momento y sus personas , y siempre suelen surgir momentos para sacar esos pequeños grandes juegos, que al final nos hacen pasar un gran rato

    Al igual que hay machotes lúdicos, también hay los, que cuando ven un juego de peso lo critican por enrevesado, largo,...

    La cosa es divertirse y disfrutar, y para eso no hace falta menospreciar ni un tipo de juegos ni otros, es genial que haya juegos para todo tipo de gustos

    Un saludo


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hace unas semanas jugamos una sesión de novedades duras que me pareció un auténtico coázo universal.
      Al día siguiente hicimos una sesión de familiares medios antiguos y fue una auténtica gozada.

      A eso me refiero y es eso que dices, no importa el peso, importa que los juegos sean buenos sin menospreciar al resto.

      Y cierto, lo mismo al revés. No por más duro los que no gustan de ellos deben despreciarlos.

      Saludos y gracias por opinar

      Eliminar
  4. Buen artículo Luis.
    Recuerdo que en el blog dediqué alguna que otra entrada denunciando esto de tu artículo. El sentido del humor que has empleado me ha hecho pasar un buen rato leyéndolo, y eso que -en mi opinión- es de lo peorcito sin duda de la afición, el "postureo lúdico"; gente que te mira por encima del hombro porque juega a cosas de más peso que tú, y/o que juega más novedades que tú. Cuánto ignorante dios mío!

    Saludos!
    (y sí, te sigo leyendo of course)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El peso no importa. Lo que importa es que el juego sea bueno y que quien lo juega lo disfrute por ser de su gusto.
      (y si no es bueno y lo goza, pues allá cada uno).

      Saludos!!!!!!

      Eliminar
  5. Buen tema, que conste que a lo largo de la historia tu tambien te has pegado algunas machotadas en tu blog de campeonato, jajaja, es parte de tu encanto.

    Pero efectivamente, coincido practicamente al 100% contigo, como bien dices cada juego hay que tomarlo en su categoria y sobretodo en su contexto.
    Hace poco en una discusion sobre si la gente que tiene ludotecas enormes son por puro coleccionismo pues comentaba que tambien hay que tener en cuenta el contexto, mi ludoteca es bastante amplia, pero porque mis grupos de juegos son muy variables, juego con mi peque y necesito juegos que funcionen bien con el y que nos diviertan a los dos, juego con grupos de gente que rara vez se sienta delante de un juego de mesa pero que cuando les sacas un colt express, un the island, un camel up o un diamantes te piden que les enseñes mas de este mundillo, juego con mi grupo de amigos plastiqueros que no quieren tocar un cubito ni en pintura y que cualquier juego que saquen jamas va a llegar a hacerles sentir ese "calorsito en lo jondo" que les hizo sentir D&D en los años 80 y tambien juego con mi grupo de euro-jugones que son mas machotes-ludicos que nadie.

    Todos ellos necesitan juegos diferentes segun el contexto y gustos.

    Como bien dices si echas la vista atras me acuerdo cuando yo decia que los euros eran un puto coñazo porque no llevaban plastiquete y cyclades me parecia el mejor juego que jamas podria diseñar el ser humano.
    Hoy en dia disfruto de jugar casi cualquier cosa y sobretodo disfruto de poder estar sentado con gente echando risas (o gritos) y compartiendo un hobby en vez de sentarme yo solo en un sillon y jugar a una fria videoconsola.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajajajaja qué cabroncete, machotadas de campeonato...

      No hombre, yo sigo pensando que hay juegos pésimos. Y me seguirñe metiendo con ellos si me lo parece.
      Pero fíjate que yo critico mierdulones de todos los pesos, tamaños y colores. No sólo fillers.

      La gente suele confundir estas entradas (no me refiero a ti) como una apología de que no hay juego malo. Y yo no digo eso.

      La clave para mí es lo que dices al final. Gozarlo con quien juegas. Dándolo todo para pasarlo bien sea con tus hijos al King of Tokyo o con los culos duros a lo que sea (menos a un Panamax, que eso es utópico)

      Un abrazo!!!

      Eliminar
  6. ¡Excelente artículo!
    Debo confesar que soy muy fan de cuando en los blogs de juegos de mesa de intenta hacer reflexiones que vayan más allá de los juegos de mesa y este lo logra. ¿Qué más decir? Estoy completamente de acuerdo.

    Creo que en parte se relaciona con el esnobismo que existe en el hobby. Acá en el blog de La Matatena también hablamos de eso: http://la-matatena.com/esnobs-elitismo-malas-actitudes-cosas-arruinan-hobby/

    ¡Un saludo tocayo! Nos seguimos leyendo.

    ResponderEliminar
  7. Completamente de acuerdo, muy buen artículo. Desgraciadamente, hay bastantes machotes lúdicos y como bien dices, con bastante poca memoria.

    ResponderEliminar
  8. Totalmente de acuerdo con el artículo. Personalmente, soy de los que proponen juegos duros, pero siempre y cuando se dé lo que tú muy bien has llamado el "contexto".

    Me gusta enseñar a gente ajena las bondades de nuestra afición y para eso hay que ponerse en su piel y ofrecerles lo que uno es capaz de digerir al principio. Además, conozco gente que tras conseguir que los "novatos" hayan mordido el anzuelo les sueltan un euraco y claro, suele acabar en frustración. Yo soy de los que les gusta ir sacando a esta gente juegos de dificultad progresiva, que es como yo decidí adentrarme en la afición.

    Alguna vez en Twiter o BSK he utilizado expresiones como "ludovegano" para referirme a quienes gustan de juegos sin o con poca chica, creo que se entendía que era en tono humorístico y sin animo de ofender a quienes no disfrutan de los juegos complejos ni, por supuesto, a los veganos.
    En la expresión que si me reafirmo es en la de "jugón de usar y tirar", creo que esta la diferencia entre lo que tú llamas "postureo" y la gente que de verdad disfruta de la profundidad (sea mucha o poca) de un juego.

    Y hablando de postureo: creo que también hay otra tendencia que es la del "jugón underground" que reniega de todo lo que haga Stegmaier y sólo flipa con juegos coreanos o con juegos descatalogados (y no miro a ninguna fichita negra ejem, ejem... ;P ). Pero esto da para otra entrada, ahí te dejo el guante.

    Rock on!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...